Indicadores de Tendencia: Qué Son y Tipos

7/11/2023

¿Qué son los indicadores de seguimiento de tendencia?

Los indicadores de seguimiento de tendencia, como el MACD, el SAR, el Aroon y las medias móviles, son herramientas que proporcionan información sobre la posición de un activo o mercado en relación a una tendencia. Su aplicación más eficaz se da en valores con una tendencia definida, pero tienden a generar señales erróneas en mercados laterales. En resumen, estos indicadores nos ayudan a identificar y seguir las tendencias en los mercados financieros, permitiéndonos determinar la dirección de un activo, ya sea un índice, una acción, una materia prima o una divisa, entre otros. Para este propósito, se emplean varios indicadores que persiguen el mismo objetivo.

Sus características principales son las siguientes:

- Siempre indican la posición del activo en relación a la tendencia (alcista o bajista).
- Son indicadores que se basan en datos pasados, por lo que son retrasados en su información.
- Funcionan de manera óptima en mercados con tendencias claras.
- Su desempeño es deficiente en mercados laterales, donde generan numerosas señales incorrectas.

¿Cuáles son los indicadores de seguimiento de tendencia más destacados?

Como ya se ha mencionado, los principales indicadores de seguimiento de tendencia son el MACD, el SAR, el Aroon y las medias móviles. Es fundamental comprender en detalle cada uno de ellos y sus características específicas.

MACD (Moving Average Convergence/Divergence)
El MACD (Convergencia/Divergencia de Medias Móviles, en español) es un indicador de momentum creado por Gerald Appel que sigue la tendencia de los precios. Muestra la relación entre dos medias móviles de precios y consta de los siguientes componentes por defecto:

- Valor MACD = Media Móvil Exponencial (EMA) de 12 períodos - EMA de 26 períodos.
- Línea de señal = Media Móvil Simple (SMA) de 9 periodos del cálculo anterior.
- Histograma MACD = Diferencia entre el Valor MACD y la Línea de Señal.

El MACD se utiliza para detectar tanto el impulso como la tendencia en un activo. Además, puede ajustarse para diferentes plazos de operación, como corto, medio o largo plazo.

SAR Parabólico

El SAR Parabólico es un indicador técnico que destaca la dirección del precio de un activo y proporciona señales de entrada y salida. Fue desarrollado por J. Welles Wilder Jr., el creador del índice de fuerza relativa (RSI). En un gráfico, aparece como una serie de puntos por encima o por debajo de las barras de precios. Un punto por debajo del precio sugiere una tendencia alcista, mientras que un punto por encima del precio indica una tendencia bajista. Cuando los puntos cambian de posición, señalan un posible cambio en la dirección del precio.

Aroon

El indicador Aroon, creado por Tushar Chande, ayuda a determinar si un precio está en tendencia o en un rango de cotización. También puede anticipar el inicio de una nueva tendencia y evaluar su fortaleza. El Aroon consiste en dos componentes: Aroon-Up y Aroon-Down. Cuando Aroon-Up cruza por encima de Aroon-Down, sugiere el comienzo de una tendencia alcista, y viceversa para una tendencia bajista. Un valor de Aroon-Up cercano a 100 indica una fuerte tendencia alcista, mientras que Aroon-Down cerca de 0 sugiere una fuerte tendencia bajista.

Estos indicadores son esenciales para identificar y seguir las tendencias en los mercados financieros, lo que puede ser fundamental para la toma de decisiones en inversiones y trading.

Medias móviles

Las medias móviles tienen la capacidad de suavizar la curva de precios de los valores mobiliarios, lo cual atenúa las bruscas fluctuaciones ocasionadas por la volatilidad. Esto resulta en una representación más adecuada para el seguimiento de tendencias y la generación de señales de compra y venta. Es importante destacar que las medias móviles no lideran el mercado; es decir, no anticipan los posibles cambios de tendencia. En cambio, confirman dichos cambios una vez que ya han ocurrido. Sin embargo, su inclusión en sistemas de análisis e inversión aporta ventajas complementarias significativas.

En su forma más sencilla, la media de un conjunto de datos se obtiene al sumar todos los valores en el conjunto y dividir el resultado entre el número total de elementos del conjunto. Cuando este cálculo se repite de manera continua, eliminando el valor más antiguo y añadiendo un nuevo dato, se crea una secuencia de medias que, representadas gráficamente, forman una línea conocida como media móvil.

El término "móvil" se deriva del hecho de que en cada cálculo se descarta el dato más antiguo del conjunto y se incorpora uno nuevo. La elección de la longitud de la media móvil depende de la naturaleza del mercado analizado, los objetivos del analista técnico y el horizonte temporal considerado. En ocasiones, puede ser beneficioso utilizar medias móviles largas (de 100 a 200 sesiones), mientras que en otras situaciones, la aplicación de medias móviles cortas (de 5 a 25 sesiones) puede resultar más adecuada debido a su mayor sensibilidad a las variaciones de precios.

En resumen, los indicadores de seguimiento de tendencia, como el MACD, el SAR, el Aroon y las medias móviles, son herramientas esenciales en el análisis técnico y la toma de decisiones en los mercados financieros. Ayudan a identificar tendencias, suavizar la volatilidad y generar señales de compra o venta. Aunque no predicen los cambios de tendencia, su uso proporciona ventajas valiosas en la inversión y el trading. Además, las medias móviles, al ser una parte fundamental de este conjunto, permiten un seguimiento eficiente de las tendencias y adaptarse a diferentes horizontes temporales.

Otros artículos

Diversificado

Simple

Siempre al día

Diversificado

Simple

Siempre al día

Diversificado

Simple

Siempre al día